NOTICIAS SALUD 

Buena alimentación en gestantes previene riesgo de anemia y diabetes en el bebé

Una forma de exaltar el amor, cuidado y protección entregados por las madres a sus hijos es propiciar los cuidados desde el embarazo, donde se produce el desarrollo embrionario y fetal del bebé. El Ministerio de Salud (MINSA), a través del Instituto Nacional de Salud (INS), destacaron que una buena alimentación en la gestante previene el riesgo de bajo peso y anemia en el bebé.

Carmen Valladares, especialista en nutrición del INS, señaló que un inapropiado estado nutricional antes, durante y después del embarazo impacta negativamente sobre la salud, tanto de la madre como del niño. En el caso de la madre –explicó– puede generar una inadecuada ganancia de peso gestacional o anemia, y en el caso del bebé, puede provocar un nacimiento prematuro, bajo peso al nacer o anemia. También comentó que el sobrepeso y la obesidad (exceso de peso) de la gestante puede predisponer a que el recién nacido padezca en un futuro de diabetes u otras enfermedades.

“Existen personas que consideran que el hecho de estar embarazada demanda una sobrealimentación o comer por dos, cuando ello es equivocado”, refirió.

La experta detalló que durante la gestación se produce un incremento del gasto metabólico y un aumento de los requerimientos nutricionales. Por ello, se debe promover una dieta saludable y variada, es decir, la alimentación debe contener diferentes grupos de alimentos, como cereales, tubérculos, menestras, verduras, frutas, lácteos y derivados, carnes de aves, pescados, huevos y oleaginosas, alimentos esenciales para que el bebé crezca adecuadamente.

“Esto no quiere decir que la madre coma por dos, sino que aprenda a alimentarse y lo haga adecuadamente. Inclusive durante los primeros meses de embarazo, toda gestante debe controlar su incremento de peso”, explicó.

Valladares enfatizó que lo primero que la gestante debe hacer es acudir a un Centro de Salud para que le realicen una adecuada valoración nutricional antropométrica y control de la ganancia de peso según su Índice de Masa Corporal (IMC) pregestacional. De acuerdo con esta medición se sabrá si su ganancia de peso es baja, adecuada o alta.

Recomendaciones
La especialista brindó las siguientes recomendaciones durante el embarazo:
Consumir diariamente tres comidas principales y un refrigerio.
Consumir diariamente alimentos de origen animal ricos en hierro: sangrecita, bazo, hígado, riñón y bofe.
Consumir frutas y verduras fuentes de vitamina A, C y fibra, tales como la papaya, el mango, el plátano de la isla, la zanahoria, el zapallo y las hortalizas de hoja verde oscuro (espinaca, acelga).
Suplementos de hierro y ácido fólico.
Beber de seis a ocho vasos de agua diarios para mantener una buena hidratación.

Finalmente, las “Guías de Alimentación para la Población Peruana” del INS orienta en la población peruana mayor de dos años sobre hábitos de alimentación saludables, destacando en uno de sus mensajes: “Fortalece tu cuerpo y mente, comiendo diariamente un alimento de origen animal, como huevos, carnes y vísceras, sangrecita, pescado y lácteos”.

Comparte